¿Como superar la vuelta a la rutina?

Cuando nos vamos de vacaciones lo hacemos llenos de ilusión, alegría y muchas ganas de que no acaben, pero llega el momento de volver al trabajo, al estudio, a las tareas de casa, a las obligaciones diarias… Y estoy segura de que puedes sentirte apenado y con ganas de volver a ese día libre; agobiado y con ansiedad porque son muchas cosas las que tienes pendientes: habituarse al nuevo ritmo de trabajo, asistir a clases y otras responsabilidades. Así que a continuación te doy seis sencillos pasos:

  1. Organízate el día. Coge una agenda semanal o mensual y apunta todo lo que tienes pendiente ajustándolo a tus horarios, así como las fechas que tienes como límite, y de esa forma aprovecharás el tiempo.
  2. Empieza nuevos proyectos. Comienzas una nueva etapa, y nos encontramos en mejor disposición para realizar nuevas actividades, o ponerte con esa idea que está dando vueltas en la cabeza desde hace tiempo y nunca parece el mejor momento. La clave de esto es iniciar algún hobbie o ejercicio que nos ilusione.
  3. Realiza ejercicio físico. Según los estudios realizados, la actividad física promueve el bienestar subjetivo, o dicho con otras palabras la felicidad (http://www.aepc.es/ijchp/articulos_pdf/ijchp-272.pdf) Pero además te ayuda a liberar el estrés acumulado de todo el día, incrementando la calidad de sueño y por supuesto a mantener un estilo de vida saludable.
  4. Reúnete con ellos. Una buena manera de coger con ganas volver a casa es ver a tus amigos o familia y hablar de todo ese tiempo en el que no os habéis visto. Intercambiad opiniones y recomendaciones de vuestros viajes, incluso donde habéis estado, porque pueden inspirar futuras escapadas.
  1. Duerme y come bien. Es una realidad que tener hábitos alimenticios adecuados así como una rutina de sueño entre 7/8 horas promueve un mejor estado de salud (http://www.medigraphic.com/pdfs/salmen/sam-2002/sam026e.pdf) En cuanto a lo primero, se necesita descansar para desempeñar las labores que tengamos, para poder rendir al 100% centrando toda nuestra atención a la tarea que tengamos por delante. Respecto a lo segundo, una buena alimentación fortalece nuestro sistema inmune previniendo enfermedades ya que una buena disposición física y mental ayuda a afrontar el día a día en un mejor estado.
  1. Di adiós a los pensamientos negativos. Si has llegado hasta aquí es que, como decimos los psicólogos, has entrado en un ciclo vicioso donde no puedes parar de alimentar ese pensamiento que tan solo te crea ansiedad y/o incertidumbre. Aunque en otra entrada contare más acerca de esto, ahora mismo lo que os puedo decir es que lo más recomendable es dar un corte a ese ciclo de pensamientos, un <<Stop>>, en el que nosotros mismos digamos hasta aquí, e iniciemos una actividad que centre nuestra atención. Salir a hacer ejercicio, hablar con una amigo/a o planificar algún plan para salir de casa hasta que toda esa nube de emociones se hayan estabilizado. Son una forma de distraerse y evitar que esas se instauren.

Si queréis tenerlo presente y con un solo vistazo, esta es tu imagen. Para descargarla solo hay que pinchar en ella. Un gran saludo y millón de sonrisas 🙂

2 ARTICULO

Anuncios

Atrevete a opinar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s